Utilizamos "cookies" de terceros para estadísticas, publicidad y redes sociales Más información y cambio de configuración
logo_saborMed320

Costillar de cordero asado al horno con agua y sal

En este receta al cordero sólo le añadimos agua, sal, pimienta y aceite de oliva. Esta fórmula es inmejorable cuando se asan costillares. La piel que recubre el costillar queda crujiente y la carne de esta parte del cordero, en nuestra opinión, apenas necesita condimento.

Ingredientes para 4/6 personas

Preparación

1. Disponer de un costillar de cordero de chuletas de riñonada, tal como se ve en la foto. Las de riñonada tienen más carne que las de palo. calculado para 4/6 personas.

costillar de cordero

2. Pedimos al carnicero que nos calcule un costillar para 4/6 personas y que cada 2/3 chuletas le de un pequeño corte para que se haga mejor.

3. Salpimentamos y untamos el costillar con aceite de oliva. Si en la parte de la falda tuviera mucha grasa compacta lo quitaríamos. (Según que carniceros lo suelen pesar con esa grasa). Lo colocamos en una fuente para ir al horno con medio vaso de agua tibia, con la parte de la piel hacia arriba.

4. Introducimos el costillar en el horno previamente calentado, a una temperatura entre 180 grados. Cada tanto, lo rociamos con su propio jugo.

5. Pasados unos 40 minutos, le damos la vuelta al costillar para que quede churruscadito por ambos lados.

6. Al cabo de 30 minutos, volvemos a darle la vuelta, lo rociamos con su jugo, y probablemente con un cuarto de hora más, a fuego más fuerte 200 grados, será suficente para que esté hecho. La carne se debe desprender del hueso y la piel debe quedar crujiente. Pero el tiempo depende también del tamaño de la pieza y del tipo de horno.

7. Se deja reposar en el horno, con la puerta entreabierta, y se sirve caliente, acompañado de su propio jugo.

Le recomendamos

Coca de tomate, cebolla y mozzarella

Coca de cebolla y pimientos verdes sobre daditos de tomate

Coca de Atún

Coca de frutas escarchadas con piñones

Mas recetas

Cazuela de chipirones al vino blanco Preparación de chirlas para pasta Remojón Granadino, ensalada de bacalao Patas de cerdo en salsa de almendras Guiso de sepia con patatas Crema de lentejas al curry Curry de vegetales con salsa de yogur Pasta con calabacín y gambas Gazpacho de espárragos blancos de conserva al vinagre de sidra Ensalada de garbanzos con ventresca de bonito y langostinos con vinagreta de huevo duroCuscus en ensalada de verduras y queso de cabra

Favoritos

Cómo preparar la barbacoa perfecta Esferas de sabores para platos con un guiño a la alta cocina Valor nutricional del pan integral frenta al pan blanco. Conozca sus diferencias Los beneficios de la patata nueva versus patata de conservación: más nutrientes y más sabor Cómo preparar y hacer escabeche: una técnica que alarga la vida de los alimentos y da finura a los platosCocinando foie gras: temperatura de cocción, una cuestión claveSin tiempo para la cocina: eche mano de una buena conserva y añada su toque personalEl sofrito como salsa base de guisos Tomate, de planta ornamental a estar en todas las salsas

+ Contenido