Utilizamos "cookies" de terceros para análisis de tráfico, publicidad y redes sociales Más información y cambio de configuración
logo_saborMed320
Es imprescindible consumirlo con moderación y en pequeñas dosis

Chocolate negro con frutos secos: un cardioprotector, doble de bueno, doble de sano

El chocolate negro y los frutos secos han demostrado ser cardioprotectores. El chocolate negro porque es capaz de bajar la tensión arterial y los frutos secos porque actuan sobre el colesterol, reduciendo el malo (LDL) y elevando el bueno (HDL). Sin embargo, al ser alimentos altos en calorías, hay que tomarlos con moderación y en pequeña cantidad.

Mdg, SaborMediterraneo.com

El chocolate es un ejemplo de alimento que tiene mala fama por las calorías que aporta y que, sin embargo, parece tener un efecto cardioprotector significativo. Son aún pocos los estudios rigurosos que han investigado los efectos del chocolate sobre la salud. Pero todos apuntan en la misma dirección.

Cuando personas con la tensión arterial alta toman chocolate negro y se estudian sus efectos como si fuera un fármaco, haciendo que tomen cada día la misma cantidad a la misma hora, la tensión suele bajar.

chocolate_nuez

La explicación está en los polifenoles antioxidantes del cacao. Concretamente, en un tipo de polifenoles llamados flavanoles que parecen mejorar la dilatación de las arterias.

Pero hay que tener en cuenta que no todos los chocolates son igualmente antioxidantes. Cuanto mayor porcentaja de cacao tenga un chocolate, más probable es que tenga un alto contenido en flavonoles.

Los frutos secos son otro gran ejemplo de alimento rehabilitado. Temidos por sus calorías, han demostrado tener también un efecto cardioprotector.

Un puñado de frutos secos al día reduce el colesterol LDL (el malo) y eleva el HDL (el bueno), por lo que reduce el riesgo de sufrir infartos de miocardio.

Estos efectos se atribuyen a las grasas insaturadas de los frutos secos. Cada fruto seco es un cóctel de grasas monoinsaturadas (las grasas características del aceite de oliva, beneficiosas para el colesterol), poliinsaturadas omega 3 (las del pescado azul) que podrían ser beneficiosas contra algunas arritmias y otros tipos de poliinsaturadas.

Pero para que la suma de estos efectos tenga un resultado positivo conviene recordar que los frutos secos y el chocolate son ricos en calorías. Por ello hay que tomarlos con moderación. Se recomienda tomarlos en lugar de -y no además de- otros alimentos.

Si se toman "además de" pueden contribuir a ganar peso, con lo que los niveles de colesterol y riesgo cardiovascular empeorarían en vez de mejorar.

Fuente: La cocina de la salud, extracto capítulo Chocolate negro y frutos secos, Ferrán Adrià, Valentín Fuster, Josep Corbella, Editorial Planeta

Le recomendamos

pan Valor nutricional del pan integral frenta al pan blanco. Conozca sus diferencias La canela controla el azúcar y reduce el estres oxidativo con sus antioxidantes Chocolate negro con frutos secos: un cardioprotector, doble de bueno, doble de sano

favoritos

Diez pautas para comer cardiosaludable La falta de fibra en la dieta puede aumentar el colesterol y la glucosa en sangre Caminar 30 minutos al día, una rutina económica y muy terapeútica ¿Le falla la memoria? Puede que esté bajo de ácido fólico

Recetas

Xato: Ensalada de bacalao sobre escarola con anchoas Dorada en escabeche de azafrán Potaje de cuaresmaEnsalada tibia de queso de cabra, manzana y nueces con vinagreta de miel Coliflor con pasta verde de espinacas a la salsa de queso y avellanas tostadas

+ Contenido